Help

jakob-lorber.cc

1 2 resultados 20 - 34 de 34

[ABG 5.10] Pienso que la gratitud verdadera, brotada del corazón, es lo más apropiado para el hombre, — porque la ingratitud es, sin duda, su entera propiedad. Por eso no puedo, oh Señor, más que ofrecerte esta mi gratitud ínfima, — sin embargo con la seguridad completa que desde ahora mismo estoy dispuesto a establecer en mi pequeño estado, todo lo que Tú, oh Señor, me pidas en tu Gracia.

[ABG 5.11] No solo he sacado de prisión al gran criminal de estado, sino que, acto seguido, he hecho que lo llevarán a mi escuela y a mi mesa. Si en caso actué demasiado bien, como suele decirse, mi humana razón no alcanza a juzgarlo. En este asunto también me dirijo a Ti, oh Señor, en este escrito, para que en tu misericordia me des instrucciones sabias y justas.

[ABG 5.17] Sí, es verdad que en Mi Voluntad hay muchas cosas que tú no podrías comprender todavía. Cuando mi discípulo vaya a tu casa, te iniciará en todo y así que seas bautizado por él en Mi Nombre, el Espíritu de Dios vendrá sobre ti y él mismo te instruirá en todas las cosas.

[ABG 6.2] ¡Oh Señor, perdóname mi gran atrevimiento y ya descarada impertinencia!. Pero Tú sabes que los buenos médicos siempre tuvieron la mayor consideración entre los hombres porque siempre poseían los conocimientos más ciertos, también en las cosas de la naturaleza, y por eso todo el mundo se dirigía preferentemente a ellos para obtener aclaraciones en caso de grandes y extraordinarios fenómenos naturales. ¡Cuán infinitamente más alto que todos los médicos expertos del mundo en todas las ciencias naturales estás Tú, que no solamente eres un médico en todas las cosas, sino también al mismo tiempo, el Creador y el Señor eterno de toda la naturaleza!

[ABG 6.5] Promulgué enseguida una orden severa: que nadie utilizara el agua en todo el país, hasta que yo lo autorizase nuevo. Todos mis ciudadanos, durante ese tiempo, debían venir a mi casa en Edessa, donde recibirían vino y agua que, para tal fin, hice traer expresamente desde bastante lejos en grandes embarcaciones.

[ABG 6.8] Cuando el Señor hubo leído esta carta se indignó profundamente en su interior y exclamó en voz alta como un trueno: “¡Oh Satana, Satana!. ¿¡Cuánto tiempo aún quieres tentar a Dios, Tu Señor!? ¿Qué te hizo, malvada serpiente, este pobre, buen pueblecito para que le envíes plagas de esta manera tan monstruosa?”

[ABG 6.9] Para que nuevamente sepas que Yo Soy Tu Señor, ¡que cese al instante tu maldad sobre este pueblo! Amén.

[ABG 6.13] Ya no le temas nunca jamás. Porque por ti y por tu nación lo he derrotado ahora. Por lo tanto, vuelve a usar tranquilamente el agua de tu país. Porque en este mismo instante se ha vuelto limpia y sana.

[ABG 6.16] Lo que le ha pasado a tu país, en el orden natural, sucederá más tarde espiritualmente a muchos a causa de mi Enseñanza. Se volverán también completamente insensatos quienes beban en los charcos de los falsos profetas.

[ABG 7.2] ¡Oh mi Dios y mi Señor, Tú, el único que colma mi corazón. Tú, absoluta esencia total de todos mis pensamientos! Bien sé ya, por Tu primera carta, que debe cumplirse enteramente en Ti, según Tu propia e incomprensible Voluntad y decreto divino, lo que han propuesto contra Ti los malos judíos de Jerusalén.

[ABG 7.9] Si Tú, oh Señor, quieres un servicio de mí, tu más entrañable amigo y adorador, en el acto envío a Roma y Poncio mensajeros urgentes, y te garantizo que estas bestias caerán en seguida en la misma fosa que habían para Ti.

[ABG 7.10] Sin embargo, como ahora ya te conozco bien y bien sé que Tú no necesitas ningún consejo humano, harás lo, que te parezca mejor. Pero como hombre he considerado que mi primer deber es manifestarte este asunto y cómo es exactamente, — expresándote aquí mi más ardiente agradecimiento por la gracia que Tú nos has mostrado a mí y a mi pueblo.

[ABG 7.17] Si dentro de pocos días vieras que se obscurece completamente el sol, entonces piensan que Yo, Tu mejor amigo y hermano, he muerto en la cruz. — ¡No te asustes!. Porque todo eso tiene que cumplirse así; a los Míos, sin embargo, no se les torcerá ni un pelo.

[ABG 7.18] ¡Cuando Yo resucite, al instante mismo recibirás una señal como símbolo cierto, por lo cual reconocerás inmediatamente Mi Resurrección!

1 2 Vista móvil Aviso legal